15 Planes de montaña en Galicia

Lugares y planes por las montañas de Lugo y Ourense

Os Ancares. Galicia.

EL INVIERNO TAMBIÉN MOLA 

Montañas nevadas y chimeneas humeantes. Árboles desnudos y termas vaporosas al aire libre. Mantos blancos sobre pallozas tradicionales. Café caliente en mano y leña chispeante en una lareira de Os Ancares.

Unos desempolvan los esquís y otros se ponen las botas de montaña en Manzaneda. Los más cómodos prefieren una cabaña ecológica con jacuzzi. No es mala idea para presenciar la inquietante niebla entre cumbres borrascosas.

Senderismo bajo ese tímido pero placentero sol de invierno. Los paisajes minimalistas brindan postales de naturaleza preciosas, muchas veces infravaloradas. También es la mejor época para ver cascadas en todo su esplendor.

EL INVIERNO TAMBIÉN MOLA 

Montañas nevadas y chimeneas humeantes. Árboles desnudos y termas vaporosas al aire libre. Mantos blancos sobre pallozas tradicionales. Café caliente en mano y leña chispeante en una lareira de Os Ancares.

Unos desempolvan los esquís y otros se ponen las botas de montaña en Manzaneda. Los más cómodos prefieren una cabaña ecológica con jacuzzi. No es mala idea para presenciar la inquietante niebla entre cumbres borrascosas.

Senderismo bajo ese tímido pero placentero sol de invierno. Los paisajes minimalistas brindan postales de naturaleza preciosas, muchas veces infravaloradas. También es la mejor época para ver cascadas en todo su esplendor.

Souto de Rozabales. Manzaneda.

Y para combatir el frío, un cocido y un plato de caldo gallego, regado con vinos de la comarca de Valdeorras. De postre tenemos bica de Trives y queso de O Cebreiro. 

El licor café nos lo tomamos en la fiesta ancestral por excelencia, O Entroido, y dormiremos en el Pazo de Manzaneda. Planes que hemos concentrado en las dos provincias más desconocidas de Galicia: Lugo y Ourense.

Inmejorable momento para descubrirlas. Porque el invierno también mola.

Y para combatir el frío, un cocido y un plato de caldo gallego, regado con vinos de la comarca de Valdeorras. De postre tenemos bica de Trives y queso de O Cebreiro. 

El licor café nos lo tomamos en la fiesta ancestral por excelencia, O Entroido, y dormiremos en el Pazo de Manzaneda. Planes que hemos concentrado en las dos provincias más desconocidas de Galicia: Lugo y Ourense.

Inmejorable momento para descubrirlas. Porque el invierno también mola.

¿QUÉ VER Y QUÉ HACER EN LAS MONTAÑAS DE GALICIA?

Piornedo. Os Ancares.
Piornedo. Os Ancares.

1. PIORNEDO: ALDEA TRADICIONAL DE MONTAÑA

Pallozas y hórreos como Bien de Interés Cultural

En invierno resulta casi obligado visitar alguna aldea tradicional de montaña. Sus pallozas y hórreos crean un particular skyline en las zonas más altas de Lugo y Ourense. Piornedo es un enclave con mucho encanto, rodeado de algunas de las cumbres más altas de la región. Una mezcla ideal de naturaleza y patrimonio para acercarse a descubrir la montaña, el lado más desconocido de Galicia.

Este conjunto etnográfico se distingue como Bien de Interés Cultural y se repite en otros lugares de montaña como Navia de Suarna, también en Os Ancares, y en O Cebreiro, un pueblo precioso enmarcado en la sierra de O Courel. Todos son magníficos y brindan a su alrededor bosques y ecosistemas naturales de gran valor, con numerosas rutas de senderismo y de montaña.

Piornedo. Os Ancares.
Piornedo. Os Ancares.
Piornedo. Os Ancares.

Piornedo es un pueblo muy pequeño que se recorre fácilmente y que cuenta con el Hotel Piornedo a un par de minutos de la aldea tradicional. Merece la pena alojarse en este establecimiento familiar y disfrutar a primera hora de un paseo matutino en solitario por el pueblo. Una de las pallozas se ha convertido en museo para conocer el modo de vida de estas antiguas aldeas. 

En la cantina del pueblo se puede probar la gastronomía tradicional (Cantina Mustallar), y para bajar esas calorías una pequeña caminata por los alrededores. Es una gozada recorrer algún sendero para admirar las cimas montañosas que rodean este salvaje paraje de las montañas lucenses de Os Ancares

La asociación Piornedo Anda organiza andainas los domingos por la mañana y lo recomendamos al 100%. El invierno es una gran época para acercase a esta aldea, porque se pasa medio invierno cubierta por la nieve creando paisajes de lo más bucólico.  

Más información sobre Piornedo en el siguiente artículo: rutas, historia, alojamiento, consejos y actividades.

Manzaneda. Comarca de Trives..

2. MANZANEDA: COMBINA ESQUÍ CON PATRIMONIO

Un pueblo medieval en el Macizo Central

Manzaneda es conocida por ser la única estación de esquí de Galicia, sin embargo es uno de los pueblos medievales más bonitos de las montañas de la comunidad. Una pequeña y remota villa enclavada entre el río Bibei y la Sierra de Queixa, un entorno magnífico para el senderismo y otras actividades relacionadas con la naturaleza.

El invierno es perfecto para pasearla, ya sea bajo la nieve o entre la niebla. Dos elementos climatológicos que le confieren un halo muy especial. Su patrimonio es amplio: los restos del castillo que coronaba el asentamiento primigenio, los vestigios de la muralla que lo fortificaba, edificaciones señoriales además de innumerables casas de arquitectura tradicional, incluso una antigua cárcel. 

Manzaneda. Comarca de Trives..
Manzaneda. Comarca de Trives..

Si queréis ver el pueblo así de solitario, lo mejor es alojarse en su entorno. Recomendamos el Pazo da Pena de Manzaneda. Su ubicación es perfecta, el alojamiento es maravilloso y organizan visitas guiadas por sus dependencias que también merecen mucho la pena (salones, habitaciones, telares, patios, bodegas, museo y capilla). Un elemento más del patrimonio monumental de la zona.

Manzaneda. Comarca de Trives..
Manzaneda. Comarca de Trives..
Manzaneda. Comarca de Trives..

El Souto de Rozavales es un espacio natural único con castaños milenarios que marcan récords. Uno de ellos tiene 12 metros de longitud y ha sido declarado Monumento Natural de Galicia. Se ubica a menos de 2kms del pueblo de Manzaneda. Os lo mostramos con detalle en los siguientes apartados.

La estación de esquí se ubica entre Pobra de Trives y Manzaneda, con un total de 23 pistas homologadas, un circuito de 5 kilómetros de esquí de fondo y un snowpark. Dispone de un apartotel con 400 plazas y bungalows alpinos en la modalidad de albergue. Es la única de Galicia y su apertura depende del invierno, este año (2021) gracias a las nevadas adelantadas ya permanece abierta.

Parque Natural Serra da Enciña da Lastra. Rubiá.

3. A SERRA DA LASTRA

Parque Natural sobre el río Sil 

Encajada en los valles del río Sil, la sierra de A Lastra y sus cumbres de roca caliza son una rareza en el paisaje gallego, donde reina el granito. Paisajes de cañones donde serpentean ríos y laderas sonde se posan encantadoras aldeas tradicionales. 

El invierno no siempre ayuda a explorar entornos naturales salvajes, pero este Parque Natural regala una serie de miradores espectaculares a los que se puede llegar en coche. Nuestros favoritos son el mirador de Covas y el de VilardeSilva. La ruta es cómoda y pasa por numerosas aldeas de montaña como Vilardesilva o Pardollán. 

Una buen lugar para combinar un itinerario natural con paradas etnográficas y sin pasar demasiado frío. En Pardollán hay un alojamiento turístico para el que prefiera pernoctar en el corazón de este espacio protegido y ahorrarse kms de carretera.

Serra da Enciña da Lastra
Serra da Enciña da Lastra. Rubiá.
Serra da Enciña da Lastra. Rubiá.

En el parque hay innumerables grutas o ‘palas‘ convirtiéndose en lugar de peregrinación de espeleólogos. Un submundo mágico de estalactitas y estalagmitas sirve de hogar a una de las mayores colonias de murciélagos de España. 

Los cañones y acantilados fluviales conforman un interesante refugio ornitológico, que acoge la mayor concentración de aves nidificantes de Galicia. Todo engalanado con una flora con aires mediterráneos: bosques de encinas, prados que huelen a tomillo silvestre y más de 25 especies de orquídeas han echado aquí raíces.

Un territorio protegido y sorprendente que, sin embargo, es muy poco conocido en Galicia. Más información sobre el parque y toda la comarca en el siguiente artículo.

Os Grobos. Comarca Os Ancares.

4. BOSQUE DOS GROBOS: LABERÍNTICO Y KÁRSTICO

Uno de los secretos de la comarca de Os Ancares 

Os Grobos es un laberinto mágico de rocas kársticas con unos ecosistemas privilegiados y poco comunes en Galicia. Esa roca caliza forma falsas cuevas, pasadizos y una exhuberante vegetación que invita a introducirse en una dimensión paralela. Si existen puertas a otros mundos… una podría encontrarse aquí.

Un lugar sombrío y húmedo gracias a un microclima especial, capaz de generar unas óptimas condiciones para el desarrollo de especies típicas mediterráneas. Todo cubierto por un musgo hipnotizante y envolvente. Un paraje mágico que constituye uno de los lugares imprescindibles de la provincia de Lugo.

Os Grobos. Comarca Os Ancares.
Os Grobos. Comarca Os Ancares.
Os Grobos. Comarca Os Ancares.

Ubicado entre los municipios de Becerreá y As Nogais, se incluye en la Zona de Especial Conservación dentro del LIC Cruzul-Agüeira, espacio protegido de la Red Natura 2000.

Convive con el castañar de Agüeira y es vecino del encinar de Cruzul, dos espacios fantásticos para añadir a esta ruta de naturaleza. Unos parajes enmarcados en el valle del Narón, afluente del río Navia y culpable de unas tierras tan fértiles y boscosas.

En invierno no pierde esplendor porque sus ecosistemas apenas varían a lo largo del año, al gozar de tanta humedad. Toda la información sobre este paraje natural en el siguiente artículo.

Macizo Central. Ourense.

5. RUTA POR EL MACIZO CENTRAL DE OURENSE

Pueblos, embalses y espacios naturales

Otra zona montañosa tan impresionante como poco explorada es la del Macizo Central en Ourense. En invierno es muy agradecida porque los embalses están llenos y los paisajes resultan mucho más bonitos y espectaculares que en verano cuando desciende el nivel del agua. Las marcas de otros caudales inferiores afean en consideración los parajes formados por ríos y cañones.

Una ruta en coche permite conocer los paisajes de este Macizo con paradas en pueblos con encanto que salpican las laderas, y algunas cimas, de esta cadena montañosa. Una zona a menudo apartada de las rutas turísticas habituales y que conserva toda la esencia de la montaña de Galicia.

Macizo Central. Ourense.

El embalse de Portas es uno de los más conocidos, muy cerca de donde se ubica el columpio más alto de Galicia, o al menos así se promociona. Otros embalses cercanos de la provincia son Chandrexa de Queixa, O Bao o Prada. Las carreteras comarcales que conducen a estos lugares actúan de miradores propiamente dichos.

El Parque Natural Montes do Invernadeiro se encuentra enmarcado en este escenario de montaña, aunque está cerrado durante los meses de invierno. Al ser un recinto vallado no se puede acceder a los senderos oficiales del espacio protegido. 

Macizo Central. Ourense.
Macizo Central. Ourense.
Macizo Central. Ourense.

Dispone de seis senderos, una pequeña parte de su extensión. La gran mayoría permanece cerrada al público para conservar la fauna salvaje que habita en sus dominios. Más información sobre O Invernadeiro para visitarlo a partir de la primavera, en este enlace. 

O Barco. Comarca de Valdeorras.

6. TURISMO ETNOLÓGICO EN VALDEORRAS

Visita viñedos y bodegas de la D.O.

Los romanos se sirvieron de las laderas del Sil y la fertilidad del valle para el cultivo de viñedos, tradición que se ha convertido en una una de las cinco denominaciones de origen vinícolas de Galicia. La calidad de los caldos de Valdeorras la convierten en todo un referente en el sector nacional e internacional. 

La zona de producción de esta denominación de origen ocupa parte de la cuenca de los ríos Sil, Xares y Bibei. Los parajes que dejan las laderas con las vides son especialmente bonitos en esta región. Visitar una bodega es casi un imprescindible para conocer de cerca el proceso de elaboración del vino, o para participar en catas y degustaciones.

A Coroa o Godeval, en el monasterio de Xagoaza (otra joya monumental de la comarca), son algunas opciones. El invierno es perfecto para este plan a cubierto, copa de vino en mano.

Chimenea en O Barco. Valdeorras.
Chimenea en O Barco. Valdeorras.
Esta D.O. se caracteriza porque hay cientos de bodegas tradicionales en las que la elaboración y el cuidado del vino se llevaba a cabo en las entrañas de la tierra. Literalmente en cuevas excavadas en barro, algunas tienen varios siglos pero están muy bien conservadas. 
 
Sus chimeneas son conocidas en gallego como refugalloy forman parte del skyline de Valdeorras, creando paisajes inconfundibles. Su función es ventilar y regular de la temperatura en la bodega.
Torre de Torés. As Nogais.
Torre de Torés. As Nogais.

7. CASTILLOS Y FORTALEZAS DEFENSIVAS

Patrimonio monumental 

Además de estos espacios de naturaleza, las zonas montañosas de Ourense y de Lugo ponen a disposición del viajero un interesante patrimonio monumental y etnográfico. En invierno, los castillos y fortalezas cobran un poderío especial bajo cielos amenazantes o tormentas incipientes. Un itinerario monumental fácil de recorrer en coche sin necesidad de caminar demasiado al aire libre. Algunos cuentan con miradores espléndidos.

  • TORRE DE TORÉS (As Nogais). Aquí se ubicaba una mansión romana en plena calzada entre Braga y Astorga, o al menos eso creen algunos historiadores. La leyenda dice que lo funda la Reina Lupa (s. I d.C.) a cuya propiedad llegan los restos del Apóstol Santiago después de su traslación río arriba por Iria Flavia. Cuentan que Lupa se convierte al catolicismo y se retira a las tierras de Torés, donde levanta un castillo y una fortaleza.
Torre de Doncos. Comarca Os Ancares.
Castillo de Monterrei. Comarca de Verín.
Torre de Doncos. As Nogais.
  • TORRE DE DONCOS. Los restos de la antigua Fortaleza de Santo Agostiño o Fortaleza da Grupa se enmarcan en un paraje espectacular de As Nogais. Como si pendurase de la ladera, esta edificación está considerada Bien de Interés Cultural dentro del catálogo de monumentos del patrimonio histórico de España. El paseo por la zona es de lo más agradecido.
  • CASTILLO DE DOIRAS. Se ubica en una loma de casi 800 metros de altitud entre dos valles que forman el Rego de Vilarello y el Rego de Riamonte. Unas desafiantes laderas lo convertían en una fortificación casi inexpugnable. Se levantó sobre una gran roca y parece ser que sobre un antiguo emplazamiento castrexo. 
Castillo de Arnado. Valdeorras.
Castillo de Torrenovaes. Ourense.
  • CASTILLO DE ARNADO (Vilamartín de Valdeorras). Construido a finales del XIX, el castillo de Arnado es un edificio del Patrimonio Histórico Español que nos parece una auténtica maravilla. Ha sido adquirido por unas bodegas de renombre (octubre 2021). Proyectos necesarios para dar vida a lo que la administración castiga. 
  • CASTILLO DE O BOLO (O Bolo). Conocido como Torre del Homenaje, es uno de los monumentos más emblemáticos de la zona. La fortaleza original fue construida entre los siglos XII – XIII. También fue destruido durante las Revueltas Irmandiñas.
  • CASTILLO DE TORRENOVAES (Quiroga). Del siglo XII, ocupa un emplazamiento estratégico sobre el Sil. Fue habitado por los Caballeros Hospitalarios de San Juan de Jerusalén. No está restaurado pero se distinguen muros, fosos, defensas y una cruz de malta.
Ruta das Mouras. Os Ancares.

8. RUTA DAS MOURAS NOS ANCARES 

Buena época para las cascadas

Una alfombra de hojas secas, charcos donde se reflejan los árboles, troncos desnudos que enseñan sus curvas, escarcha en las hojas… Ponte ropa térmica y las botas de montañas para descubrir unos paisajes alucinantes y llenos de matices durante el invierno. 

No hace falta hacer largas caminatas al frío sufriendo, hay senderos pequeños que bajo el sol tímido de esta época se presentan ideales para recorrer por la mañana terminando antes de comer. Uno de esos paseos es la Ruta das Mouras en Os Ancares, que transita por caminos de pastoreo y resulta muy agradecida.

Ruta das Mouras. Os Ancares.

Comienza en la aldea de Piornedo y recorre la parte baja del circo glaciar para ir subiendo por bosques y algunos claros hasta alcanzar una de las panorámicas más esperadas de la sierra de Os Ancares, a poca distancia del pico Agülleiro, hasta donde se puede continuar con un poco más de esfuerzo. La ruta se realiza también cuando hay nieve, con uso de raquetas para el tramo final.

Ruta das Mouras. Os Ancares.

Partiendo a las 10.30 estarás de vuelta sobre la 13.30 justo para el aperitivo. Recomendamos contactar con la asociación Piornedo Anda que organiza esta andaina y otras muchas por la zona todos los domingos por la mañana. Te sorprenderán con sus lecciones de naturaleza e historia mientras descubres unos parajes invernales que cautivan por su sencillez y sus tonalidades.

El invierno es una de las mejores momentos del año para visitar cascadas porque bajan con mucho caudal, y hay saltos de agua realmente espectaculares. Os dejamos tres ejemplos pero se cuentan por docenas. 

Pardollán. Rubiá.

Cascada de Pardollán en Rubiá (Ourense). Esta cascada que veis en la foto nos la encontramos de frente cuando descendíamos ladera abajo hacia la aldea de Pardollán. La estampa del salto de agua con el pueblo y la ermita perdida en medio de la ladera, es bucólica. No es la cascada más espectacular de Galicia, pero el entorno no puede ser más idílico.

Cascada Pincheira de Fervenza en Valdeorras (Ourense). Tiene una caída natural de agua de unos 25 metros de altura, rodeada de un entorno de naturaleza silvestre. Cercana al castillo de Arnado es otro espacio de naturaleza fantástica de esta comarca.

Cascada de Vilagocende en A Fonsagrada (Lugo). En esta zona de Os Ancares se encuentra una de las cascadas más altas de toda Galicia. La zona montañosa es de lo más virgen que hay en la comunidad, además de contar con numeroso patrimonio monumental. Una de las más impresionantes de toda la zona montañosa.

Pazo da Pena. Manzaneda.

9. PAZOS HISTÓRICOS: VISITAS GUIADAS 

Un paseo por la historia feudal

Cuando el tiempo no acompaña, la opción de visitar monumentos puede ser la única baza disponible. Al igual que nos ocurre con los castillos, los pazos cobran una magia especial bajo la nieblina, bajo un cielo encapotado o bajo una tormenta. Un aire de misterio y grandeza nos traslada a la época de los señores feudales.

En las zonas de montaña de Lugo y Ourense se ubican importantes pazos de Galicia, uno de los más emblemáticos es el Pazo da Pena de Manzaneda. Además de contar con un pequeño museo lleno de objetos y aperos originales de la época, realiza visitas guiadas fabulosas por todo el complejo monumental, permitiendo conocer la historia y el modo de vida de antaño.

Pazo da Pena. Manzaneda.
Pazo da Pena. Manzaneda.

Pasear por las habitaciones y salones privados de ‘los señoritos’, por los patios y los telares, sin olvidar su fantástica bodega. El recorrido continúa por los bajos fondos, unas catacumbas y pasadizos que ponen la nota de leyenda y misterio. 

La capilla interior es toda una reliquia, al igual que la biblioteca. Sentarse frente a la lareira en las noches frías de invierno, viendo como chispea la leña y mirar al fuego, son pequeños placeres de la vida que puedes rememorar en este pazo.

Se ubica a unos minutos del pueblo de Manzaneda, muy cómodo para explorar la zona. Las instalaciones están reformadas con mucho gusto, las habitaciones son estupendas y el desayuno con productos locales y artesanos está de vicio. 

Un alojamiento que aúna una estancia didáctica y placentera. 

Souto de Rozabales. Manzaneda.
Souto de Rozabales. Manzaneda.

10. SOUTO DE ROZABALES EN MANZANEDA

Castaños como Monumento Natural de Galicia 

El Souto de Rozabales es un lugar maravilloso para perderse entre la niebla de invierno. Numerosos castaños conforman un decorado de película. Entre ellos destaca el castaño de Pumbariños con un perímetro alcanza los 12,15 metros y que le ha valido para distinguirse como Monumento Natural de Galicia.

El castañal es un ecosistema altamente valioso, no sólo para la explotación humana de madera y castaña. Más allá del gran ejemplar se extienden parajes boscosos alucinantes que se vuelven melancólicos e inspiradores en esta época del año.

Souto de Rozabales. Manzaneda.
Souto de Rozabales. Manzaneda.

El Souto de Rozabales constituye una muestra de bosque adehesado de castaños, de origen artificial y explotado para la obtención de castañas y madera. El entorno natural es bonito y merece la pena darse un paseo con calma por la zona para descubrir rincones y ecosistemas más allá del famoso castaño de Pumbairiños.

Para llegar desde A Pobra de Trives, en la carretera Ourense-A Rúa OU-536, tomar el desvío local hacia la aldea de Rozavales en dirección a Manzaneda, a sólo a unos minutos del pueblo. Hay rutas de senderismo señalizadas por los alrededores.

Pardollán. Ourense.

11. PARDOLLÁN: ARQUITECTURA TRADICIONAL

Situada en medio de un Parque Natural 

Pardollán es una de esas aldeas donde el tiempo parece haberse detenido, situada en pleno Parque Natural Serra da Enciña da Lastra. En invierno pasear por estos entornos de montaña es una maravilla, con las cascadas rebosantes, los bosques minimalistas y las chimeneas humeando.

Hay numerosas aldeas penduradas de laderas montañosas de Lugo y Ourense. Pardollán es una de las que conserva su arquitectura tradicional en un marco incomparable con cascadas que brotan de cuevas, bosques únicos en la comunidad y ermitas que se ocultan en las faldas de la Serra da Lastra. Uno de los lugares con más encanto de la comarca de Valdeorras.

El patrimonio lo completa la iglesia románica de Santo Estevo de Pardollán, olvidada en una ladera y cubierta hasta hace poco por maleza, de no ser por la organización de los vecinos. Lamentable que este sea el único recurso para salvar una joya monumental.

Pardollán. Ourense.
Pardollán. Ourense.
Pardollán. Ourense.

Junto a las primeras casas existe un sendero a la derecha con un elevado desnivel que nos lleva a esa ermita de Santo Estevo caminando entre bosques de encinas. El conjunto monumental y natural no tiene desperdicio. 

Poco antes del pueblo se abre el mirador de Vilardesilva que ofrece una vista espectacular del magnífico Valle del Sil, límite natural entre Galicia y León. El embalse de Peñarrubia en la parte baja ya pertenece a Castilla.

Detrás de las primeras cimas leonesas, a una distancia de 5 kilómetros, se encuentran las famosas minas romanas de las Médulas. Puede ser interesante ampliar la visita hasta allí. Si te interesa leer sobre Pardollán, su arquitectura, su historia y sus leyendas no te pierdas el siguiente artículo.

Foto: web BalneariodeLugo

12. TERMAS NATURALES Y BALNEARIOS HISTÓRICOS

Relax a cubierto y con burbujas

El invierno es una época más apetecible para sumergirse entre burbujas y vapor. Frío fuera y calentito dentro, contrastes de lo más placentero que sólo permite esta época del año. Las termas naturales al aire libre de Ourense son una gozada, pero también hay balnearios históricos para los que prefieran estar a cubierto.

En Galicia hay unos 40 balnearios y centros termales, muchos tienen más de un siglo de historia. El termalismo se potenció a principios del siglo XIX y la comunidad gallega fue todo un epicentro en esa época de esplendor. El balneario de Mondariz brilló con fuerza en la Belle Époque atrayendo a personalidades de toda Europa.

Los romanos sabían de las propiedades saludables de estas aguas y pasaron por muchos de estos balnearios históricos. No parece mala idea pasar una noche en un edificio monumental de Lugo y Ourense dedicado al spa y al termalismo. 

Ourense es la provincia que nos regala más termas naturales de agua caliente, en las que poder darse un relajante baño al aire libre. Circuitos termales con aguas afamadas por sus innumerables beneficios terapéuticos. Algunas de las más destacadas son: Outariz, Prexigueiro y Chavasqueira.

Cocido galego. Plato tradicional.

13. GASTRONOMÍA INVERNAL: EL COCIDO

Botelo, caldo y bica de postre

  • Botelo. Es el estómago de cerdo relleno de carne adobada. Lejos de lo que pueda parecer, está riquísimo.
  • Empanada. Una de las más originales y típica de Os Ancares es la de maravallas -acelgas- y la de costrela. 
  • Cocido. Grelos, patatas cocidas, lacón, costilla, chorizos y garbanzos son algunos elementos del plato estrella.
  • Caldo gallego: el plato tradicional por excelencia que no pueden faltar en una mesa de invierno.
  • Callos. Otro plato de cuchara calórico y contundente para combatir las gélidas temperaturas.
Bica de Trives. Ourense.
  • La bica es un dulce típico de Trives pero que también se hace en otras comarcas cercanas como Valdeorras. 
  • El membrillo con queso de O Cebreiro puede ser otro buen broche gastronómico. El postre más enxebre.
  • Miel. Sería un pecado no probar la miel de montañas como Os Ancares y O Courel.
Laza. Ourense.

14. O ENTROIDO: CARNAVAL ANCESTRAL

Descubre el Triángulo Mágico 

La fiesta tradicional más importante del invierno es O Entroido. Precisamente las localidades más importantes por sus figuras son las que se asientan entre las zonas montañosas de la provincia de Ourense. Entroido salvaje, pintoresco y de lo más curioso.

El carnaval de Galicia cuenta con una larga tradición popular y la única regla que existe es ¡ir disfrazado! El espíritu participativo y las ganas de divertirse son indispensables para no ser manchado con harina o salpicado con hormigas vivas. Galicia fue una de las pocas regiones de España que continuó celebrando el carnaval a pesar de la prohibición. 

El Entroido de Xinzo de Limia con sus pantallas está declarado Fiesta de Interés Turístico Internacional. El de Verín con sus cigarróns es Fiesta de Interés Turístico Nacional. Un patrimonio inmaterial que debemos preservar como valor de país.

Covelo. Ourense.

Siete lugares tienen el reconocimiento de Fiestas de Interés Turístico de Galicia: el Carnaval de Cobres con las damas y los galáns, el Entroido de Laza con sus peliqueiros), el Entroido de Viana do Bolo con su boteiro, el Folión Tradicional do Entroido de Manzaneda con las máscaras) los Xenerais do Ulla, el Entroido de Maceda con los felos y el Entroido de Vilariño de Conso con el boteiro como personaje estrella.

Sería muy extenso hablar de todas las figuras ancestrales que conforman esta festividad que aúna a la perfección cultura, tradición e idiosincrasia. Lo mejor es que te animes y vengas a conocerla. 

La gastronomía es parte de la fiesta con suculentos platos a la mesa: el cocido es la estrella. De postre: filloas, orellas, bica y licor café. Más información sobre fiestas tradicionales en este artículo.

Serra da Lastra. Rubiá.

15. ACTIVIDADES Y EXCURSIONES

Reserva aquí tu plaza

Para completar tu itinerario por libre te mostramos algunas actividades y excursiones que puedes ser interesantes para conocer más a fondo la historia, el patrimonio o la naturaleza de la provincia de Ourense. Visitas guiadas por Allariz o Ribadavia, y un tour de misterios y leyendas para los más intrépidos. Información y reserva de plazas en estos enlaces.

Con la Comarca de Valdeorras despuntando en el sector del vino, visitar una bodega es una de las mejores opciones para meterse en ambiente y en boca. Adentrarse en los límites del Pazo de Toubes a tomar un vino o hacer una excursión a Pobra do Brollón son otros planes atractivos.

Otros tours cercanos que pueden resultar atractivos para el viajero nos llevan al paraíso natural de la Ribeira Sacra, a la ciudad patrimonial de Monforte de Lemos o a las bodegas que salpican las laderas de estas regiones de interior. En temporada alta las plazas vuelan y conviene reservar con antelación. Puedes hacerlo directamente en los siguientes enlaces.

Civitatis Galicia

Civitatis Galicia

Si tienes un margen de tiempo extra te recomendamos conocer algunos pueblos del sur de Galicia y del norte de Portugal que conviven en la frontera del río Miño. Más información y reserva de plazas en los siguientes enlaces.

¿Te ha gustado el artículo? ¡COMPARTE!

¿Tienes alguna duda? COMENTA 

ARTÍCULOS RELACIONADOS

TE PUEDE INTERESAR

PLANIFICA TU VIAJE 

ARTÍCULOS DESTACADOS

EXPLORA A FONDO GALICIA

¡Síguenos en redes sociales!